SuperHandball Magazine en MLA
CHAMPIONS LEAGUE 30/5/2016

El día que Talant recuperó la corona

Enviar Artículoenviar artículo

luciano.giliberti@superhandball.com.ar

Después de 12 años la Champions League volvió a tener un festejo de un equipo que no es ni español ni alemán. El que rompió con más de una década de duopolio fue el KS Vive Tauron Kielce polaco, que por primera vez ganó el título continental. Lo hizo con una épica victoria por penales 39-38 ante el MKB Veszprém húngaro, que por tercera oportunidad se quedó con las ganas de levantar la copa.

La final en el Lanxess Arena de Colonia, Alemania, era algo unidireccional porque el MKB Veszprém era el que dominaba las riendas al punto de sacar una máxima de 9 goles (28-19) cuando restaban 15 minutos para la conclusión. Pero en el momento del cierre el campeón húngaro falló. KS Vive Tauron Kielce reaccionó con un parcial de 9-0 (28-28) y el desarrollo sufrió un cambio abrupto.

Luego del tiempo regular empatados 29-29, hubo que apelar al suplementario. Al comienzo de ese período, el conjunto de Talant Dujshebaev por primera vez estuvo al frente en el resultado (30-29) y el trámite entró en una vorágine de gol a gol, con una ventaja mínima para el MKB Veszprém, que gracias a un gol sobre el cierre del segundo período niveló el tanteador 35-35 para forzar la primera tanda de penales en una final de la Champions League desde que en 2010 se implementó el Final 4.

En los lanzamientos desde los 7 metros el MKB Veszprém también había empezado mejor y otra vez el KS Vive Tauron Kielce tuvo que correr de atrás. Finalmente, con un gol de Julen Aguinagalde se selló el histórico triunfo.

De esta manera el KS Vive Tauron Kiece es el tercer equipo fuera de la Liga Asobal y la Bundesliga en quedarse con el título continental desde la creación de la Champions League en la temporada 1993/1994. Ya lo habían hecho el Montpellier (Francia) en 2003 y el Celje Pivovarna Lasko (Eslovenia) en 2004. Además, esta fue la primera final sin presencia de equipos alemanes o españoles.

En las semifinales del sábado, el KS Vive Tauron Kielce había dado la sorpresa porque dejó en el camino al PSG Handball, principal candidato al título, con una victoria 28-26. Al campeón francés, debutante en esta instancia, le quedó el consuelo de haberse llevado la medalla de bronce y de tener a Mikkel Hansen como goleador del torneo (141).

MKB Veszprém en el otro partido del sábado se impuso 31-28 en el alargue sobre el THW Kiel, algo que a larga lo afectó en la final por el alto desgaste físico. Los Zebras, por su parte, mantuvieron la presencia perfecta de alemanes en el Final 4, sin embargo por segundo año se despidieron sin victorias.

Con otro show a gran escala y un campeón primerizo como el KS Vive Tauron Kielce, que jugará el Mundial de Clubes en Qatar, se cerró otra temporada de la Champions League.

Foto: KS Vive Tauron Kielce es el primer equipo polaco en ganar la Champions League.(EHF/Marcel Laemmerhirt)

Publicidades

Encuesta

¿Qué producto SH consumís más?
El sitio Web
El perfil de Facebook
El perfil de Twitter
El sitio Web y Facebook
El sitio Web y Twitter
Facebook y Twitter
Web, Facebook y Twitter
Votar

Ver resultados