SuperHandball Magazine en MLA
MUNDIAL CROACIA 2009 30/1/2009

Francia y Croacia a la gran final

Enviar Artículoenviar artículo

Luciano Emanuel Giliberti

Lógica pura en las semifinales del Mundial. Con bastante holgura Croacia y Francia se metieron la final del domingo. Los dueños de casa tuvieron un segundo tiempo de excelencia y por eso le ganaron a Polonia, 29-23 (14-11). Previamente los franceses en el duelo de campeones vencieron a Dinamarca por 22-27 (11-16). En el espectacular Zagreb Arena desde las 14:30 horas de Buenos Aires quienes demostraron ser los dos mejores equipos del torneo se medirán para consagrar a un nuevo campeón del mundo.

Ambos finalistas tienen algo en común en su juego: la dureza de su defensa. En sus duelos por semifinales fue un factor clave para lograr el cometido de meterse en el encuentro más importante de Croacia 2009.

En Split Francia se deshizo de Dinamarca con más facilidad de la que podía llegar a esperar. Hasta casi los 15 minutos del primer tiempo el duelo estuvo parejo, pero cuando liderados por Nikola Karabatic los monarcas olímpicos sacaron una pequeña luz de distancia en el marcador (9-7) se encargaron de ir estirando las ventajas. Para los 17 minutos se encontraban arriba 10-7, distancia que se estiró a 4 al finalizar los 30 iníciales.

Durante los primeros 13 minutos los galos apretaron el acelerador y prácticamente terminaron de definir su clasificación a su tercera final mundialista. Ya prácticamente con el trabajo hecho, Francia se encargó de dominar el juego hasta que sonó la chicarra que indicaba su finalización.

“Estamos muy satisfechos con la clasificación a la final. Sabíamos que contra los daneses nos esperaba un juego muy difícil porque ellos son uno de los mejores equipos del mundo. Los respetamos y en los primeros 15 minutos el juego estuvo empatado. Gracias a nuestra buena defensa, y especialmente a Omeyer, manejamos la diferencia y pudimos cerrar el partido a nuestro favor”, explicó Claude Onesta, entrenador francés.

Por su parte su colega danés, Ulrich Wilbek expresó: “Estoy satisfecho por los 15 minutos iníciales. El resto del encuentro no fue interesante porque Francia sacó una diferencia muy amplia. Espero que Croacia y Francia jueguen la final porque son los dos mejores equipos del mundo. Nosotros lucharemos por el tercer puesto”.

El deseo de Wilbek de ver a los dos conjuntos de moda en el Planeta Handball se cumplió un par de horas más tarde. Tras unos primeros 30 minutos muy parejos en los cuales casi no hubo diferencias, los croatas se fueron al descanso ganando por 1. A fuerza de una defensa insoportablemente activa que no mostró fisuras, Croacia demolió a un equipo polaco carente de ideas en ataque y que en todo momento chocaba con una pared azul alentada por 15.000 almas.

Casi hasta los 20 minutos fue todo exclusivamente de los dueños de casa. Recién durante los últimos pasajes del enfrentamiento Croacia levantó un poco el pie del acelerador y ahí si se acortaron las distancias, pero nunca llegó a ser algo preocupante para lo organizadores. Para esa altura en las tribunas ya era todo fiesta.

En Zagreb y en el resto del país todos esperan que las celebraciones se extiendan este domingo cuando se dirima al nuevo campeón del mundo, en un choque que promete ser no apto para cardiacos.

Lazrow se mete en la historia

Por lo general en lo encuentros de aquellos equipos no clasificaron a las semifinales y que tienen que luchar por un lugar entre el 5° y el 12° puesto no suelen brindar cosas demasiado relevantes. Esto no ocurrió en esta oportunidad ya que en el duelo por la 11° colocación que Macedonia le ganó a Corea del Sur 31-32 (14-14) se produjo un hecho histórico. El capitán macedonio Kiril Lazarow anotó 15 goles, lo que le permitió convertirse, a dos jornadas del cierre, en el goleador del Mundial con 92 tantos. De esta manera se trasformó en el jugador que más tantos anotó en un solo Mundial. La marca anterior le pertenecía al surcoreano Kyung Shin Yoon, autor de 86 en Islandia 1995.

En el resto de la actividad celebrada íntegramente el jueves en Zagreb, Alemania, en su última aparición como campeón del Mundo, se quedó en la quinta colocación porque le ganó 25-28 a Hungría. Suecia, por su parte, terminó séptimo. Con tranquilidad le ganó 37-29 (20-16) a Serbia, que en sus 6 participaciones mundialistas jamás salió del top 10. Novena fue Noruega, gracias a su triunfo 27-34 (14-18) sobre el debutante Eslovaquia

Publicidades

Encuesta

¿Qué producto SH consumís más?
El sitio Web
El perfil de Facebook
El perfil de Twitter
El sitio Web y Facebook
El sitio Web y Twitter
Facebook y Twitter
Web, Facebook y Twitter
Votar

Ver resultados