SuperHandball Magazine en MLA
BEACH HANDBALL 29/1/2008

Se viene el Panamericano: Toda la Actualidad del Beach Handball Argentino

Enviar Artículoenviar artículo

Luciano Emanuel Giliberti

El deporte en la playa siempre estuvo relacionado con un hecho lúdico durante las vacaciones. En la última década este concepto fue cambiando y varias federaciones internacionales han visto en la arena una nueva oportunidad para llegar a más gente y, porqué no, ampliar el negocio. Algunos solo lo hacen como simples sucesos pasatistas para entretener al público, como en el caso del rugby. Otros, en cambio, se lo toman con más seriedad y lo llevaron a un nivel de exigencia mayor, tal el caso del fútbol o del voley, llegando este a ser incluido en el Programa Olímpico. Por esta misma senda esta caminando el handball en todo el mundo y la Argentina no es la excepción.

En la Asamblea Ordinaria de 2006 la Confederación Argentina (CAH) creó una comisión específica de beach handball con el objetivo primordial de que esta modalidad se desarrolle en el país. “El propósito fundamental es ordenar el handball de playa a nivel nacional. Siempre se ha trabajado con emprendimientos personales. Era momento de organizarlo sistemáticamente, estructuralmente y con gente que esté especialmente a cargo”, explicó el coordinador Juan Manuel de Arma.

A nivel local la meta primordial es conformar una Liga Nacional, pero para llegar a eso es necesario cumplir algunas etapas previas. “Nuestro primer paso es armar las selecciones nacionales. Realizar giras para promocionarlo y que la gente se contagie para que en un futuro cercano se pueda crear un torneo a nivel federación que termine generando más adeptos”, índicó De Arma. Otros de los temas a resolver es la cuestión de los árbitros. Para ello la CAH firmó un convenio con la Asociación de Árbitros de Balonmano y a mitad del año pasado se dictó un curso especial para poner a los jueces a punto desde el reglamento, formando nuevos árbitros especializados en la disciplina.

Para que esta movida crezca es necesario que más asociaciones se sumen al proyecto. Las entidades patagónicas ya llevan varios años organizando certámenes de beach handball y en el último tiempo se han sumado San Juan y Villa Dolores en Córdoba. Si se hace en el Interior la pregunta que surge es si también Buenos Aires puede ser una plaza viable con sus propios campeonatos. De Arma responde: “Estamos intentando hacerlo. La contra que tenemos es que no hay una playa. La idea es generar un espacio en Parque Sarmiento para que los clubes, a parte de un torneo indoor, pegado tengan el de beach handball”. Al margen de las diferencias, esto no parece imposible si se tiene en cuenta que la Federación Metropolitana de Voley tiene su propio circuito de beach voley.

Con la intención de darle un envión a la actividad, la Comisión de Beach Handball, presidida por Fernando Sánchez Montero, presentó ante la Femebal un proyecto que fue muy bien recibido. Lo que se propuso es que, entre otras cosas, haya dos certámenes a nivel metropolitano, uno al comienzo de la temporada y otro al final. La idea es hacerlo una vez finalizadas las competencias bajo techo no sólo por la cuestión climática, sino también “para que no se superpongan los tiempos y para que no sea una sobrecarga para el jugador porque tiene que haber una sistematización, con horarios y entrenamientos específicos” comentó De Arma en exclusiva para Superhandball.

Al ser algo completamente nuevo, el beach todavía no es algo muy conocido. Es por eso que todavía es mirado con algún recelo o cierta desconfianza por algunos que no terminan de comprenderlo. Esta es otras de las vallas a superar. “Es verdad que el beach handball es sinónimo de playa, pasarla bien y no deja de ser eso. La mentalidad se va a cambiar a medida que las cosas se hagan seriamente. Creemos en lo que estamos haciendo y la gente, a medida que vaya viendo el cambio, va a generar un cambio de visión también”, comenta De Arma.

Con el Panamericano en la mira

Esta nueva versión del handball está creciendo a nivel mundial y cada vez está sumando más adeptos. El Comité Olímpico Internacional (COI) tiene intenciones de que sea incluido en los Juegos Odesur y ya forma parte de los Juegos Mundiales, un evento multideportivo para deportes que no están dentro de los Juegos Olímpicos y que cuenta con el beneplácito de la entidad que rige los destinos del Olímpismo. Desde 2004 la IHF organiza el mundial de la especialidad y este año se disputará la tercera edición en Cádiz, España, el lugar más tradicional en Europa. Allí es a donde apuntan las selecciones nacionales desde hace 3 meses con entrenamientos especiales en el Parque Sarmiento.

Pero para ello antes deberán pasar un duro Panamericano (al final de la nota están los fixtures) que se disputarán en Montevideo entre el 19 y el 24 de febrero. En la rama femenina participarán Chile, República Dominicana, Uruguay y Brasil, vigente campeón del Mundo. Entre los hombres, con la excepción de los dominicanos, se repetirán los equipos. El campeón de cada torneo clasificará al Mundial. Una vez finalizado el certamen continental, las mujeres participarán en el tercer Iberoamericano, en que se sumará España.

En relación al Panamericano, ambos entrenadores creen que sus planteles van a estar en óptimas condiciones para el certamen continental, aunque saben que la empresa que tienen por delante es muy complicada, pero no imposible. “Creo que vamos a llegar bien. Lo mejor que puede dar este equipo, creo que lo va a dar. Después tendremos que ver las condiciones del torneo, de los adversarios, pero nosotros vamos a ir con lo mejor, eso seguro”, explicó Daniel Betti, entrenador de la selección masculina. Salvador Comparone, seleccionador femenino, en tanto, opinó que “dentro del tiempo que entrenamos, vamos a llegar de la mejor manera. Entendiendo algunas cosas nuevas y sabiendo que la plaza es difícil porque están selecciones que entrenan desde hace 2 ó 3 años. Creemos que más no se va a poder hacer por el corto tiempo. Trataremos de estar a la altura de las circunstancias”.

Como parte de la preparación, tanto el equipo femenino como el masculino, realizaron una gira por el Sur disputando tres campeonatos que componen la tercera edición del Circuito Patagónico. “El saldo es positivo porque tuvimos vida de grupo, vimos las personalidades de los chicos y como se manejan en este tipo de situaciones. Después nos sirvió para agarrar ritmo de juego en el sentido de la estrategia y de la táctica. A parte los resultados nos ayudaron”, expresó Betti. Comparone, por su parte, comentó: “Tuvimos tres torneos, pero los primeros no nos sirvieron mucho para trabajar porque eran pocos equipos los que jugaban. Tuvimos algunos traspiés que solucionar y ahi pudimos rescatar la parte positiva”.

Para el fin de semana del 8 y 9 de febrero estaba estipulada la participación en el certamen de San Juan, pero se canceló la participación de las selecciones nacionales. El equipo femenino participaría en el campeonato de Carmen de los Patagones, que también forma parte del Circuito Patagónico, entre el 1 y el 3 de febrero para cerrar la etapa previa.

Una de las trabas que tienen los entrenadores es que se ven obligados a elegir los integrantes de sus planteles desde el indoor ya que todavía no existen competencias que les sirvan de referencia. “La primera condición -apuntó Betti sobre los convocados- es que no tienen que estar en la selección indoor para no generar una superposición. Después tienen que tener una suficiente capacidad de salto y fluidez de desplazamientos, al margen de la cualidad como jugador”.

En 1996 se conformó por primera vez una selección nacional masculina, que participó de un torneo en Copacabana, Brasil. En 2004 Argentina consiguió, tanto en hombres como en mujeres, el boleto para jugar el primer Mundial en El Cairo, Egipto, gracias a un tercer puesto conseguido en ambas ramas en el Panamericano, pero por cuestiones presupuestarias no pudieron asistir. Ahora lo que se está intentando con los conjuntos nacionales es darle una continuidad y que deje de ser algo improvisado y esporádico. El camino recién empieza.

¿Qué el Beach Handball?

Al ser algo todavía nuevo, es probable que algunos de los lectores de la nota no tengan muy en claro que se trata esta nueva especialidad y que diferencias tiene con el handball de 7. Cada bando juega con 4 jugadores de campo más 1 arquero, que tiene la posibilidad de salir y si convierte un gol vale doble. En cuanto a los períodos, se disputan 2 sets de 10 minutos cada uno y en caso de llegar empatado cuando se termina el tiempo, el partido sigue hasta que se convierta un gol.

A pesar de ser una especie de hermano menor del handball tradicional y que, de alguna manera, vuelve a los orígenes porque se juega al aire libre, las variantes son muchas. Así lo describió Betti: “Es otra cosa completamente distinta. Los tiempos son muchísimo más cortos. En 30 segundos puede pasar una hecatombe. El ataque y el período del juego pasivo es más corto y más rápido”.

Fixtures

Panamericano Femenino

Fecha 1 19/2

Brasil-Rep. Dominicana
Uruguay-Chile
Libre: Argentina

Fecha 2 20/2

Rep. Dominicana-Chile
Uruguay-Argentina
Libre: Brasil

Fecha 3 20/2

Argentina-Brasil
Uruguay-Rep. Dominicana
Libre: Chile

Fecha 4 21/2

Argentina-Rep. Dominicana
Brasil-Chile
Libre: Uruguay

Fecha 5 21/2

Chile-Argentina
Uruguay-Brasil
Libre: Rep. Dominicana

Panamericano Masculino

Fecha 1 20/2

Brasil-Chile
Uruguay-Argentina

Fecha 2 21/2

Argentina-Brasil
Uruguay-Chile

Fecha 3 22/2

Argentina-Chile
Uruguay-Brasil

El 23 de febrero se jugarán las semifinales entre 1º-4º y 2º-3º de la fase regular. Los ganadores disputarán la final el 24/2 y los perdedores previamente jugarán por el tercer puesto.

Publicidades

Encuesta

¿Qué producto SH consumís más?
El sitio Web
El perfil de Facebook
El perfil de Twitter
El sitio Web y Facebook
El sitio Web y Twitter
Facebook y Twitter
Web, Facebook y Twitter
Votar

Ver resultados